Comprar criptos
Pagar con
Mercados
Trading
NFT
Feed
USD

Los principios de CZ

2022-11-30

Este es un documento en construcción en el que intento anotar algunos de los principios que sigo. No todos los principios son sobre lo que está bien y lo que está mal, la mayoría simplemente son sobre cómo hago o veo las cosas.

1. Principios generales

1.1. Sé justo

Este es un principio amplio que abarca muchos aspectos de la vida, desde las relaciones personales y los compañeros de trabajo, hasta los acuerdos comerciales. Creo en tratar de manera justa a las personas. No te debes aprovechar de los demás ni dejar que los demás se aprovechen de ti. No llegarás muy lejos en la vida si no encuentras ese equilibrio. Aunque es más fácil decirlo que hacerlo. Todo el mundo es subjetivo y está ligeramente inclinado a favor de sí mismo, pero hay que resistir esa tendencia y ser lo más objetivo posible.

1.2. Construye relaciones o acuerdos a largo plazo en los que todas las partes salgan ganando

La gente abusa de estas palabras y por eso tienen mala fama, pero yo sí que creo que el éxito se construye a largo plazo y, para mantener unas relaciones saludables y duraderas, tienes que crear y entablar relaciones a largo plazo en las que todas las partes salgan ganando. Para que un acuerdo tenga sentido, tiene que beneficiar a ambas partes. Por ello, pregúntate siempre qué obtiene la otra parte a cambio. 

Los acuerdos unilaterales no duran, y siempre tienes que estar buscando socios nuevos (débiles) con los que trabajar. El ROI es negativo. Los éxitos a corto plazo son pequeños. Estoy en contra de los triunfos a corto plazo, ya que suelen tener efectos negativos a largo plazo y no dejan que te concentres en los objetivos a largo plazo. Además, los costes de oportunidad ocultos son elevados.

Aspira a triunfos más grandes y a largo plazo.

Juega al juego infinito (https://simonsinek.com/books/the-infinite-game/).

Por «triunfo a corto plazo» me refiero a las victorias puntuales a corto plazo, pero no hay que confundirlas con los triunfos graduales que se construyen hacia un objetivo más grande a largo plazo, ya que este último es muy necesario.

1.3. Evita las «malas» relaciones

Hay personas poco éticas o tóxicas, personas que no comparten tus valores o tu misión y personas que te hacen perder mucho tiempo. Déjalas ir. Expúlsalas de tu vida. Además, esta última categoría, la de personas que te hacen perder el tiempo, suele pasar desapercibida.

Hay personas cuya relación cuesta mucho mantener, como los amigos que exigen mucho. Necesitan tu atención constantemente, se molestan por tonterías y necesitan hablar contigo o que les repitas lo importantes, buenas, etc. que son. No hay nada malo en eso, pero yo (CZ) personalmente no puedo con ellas. Solo trato con personas seguras y con las que sea fácil mantener la relación.

También hay gente muy habladora. De nuevo, eso no tiene nada de malo, pero a estas alturas de mi vida, no tengo tiempo para andar cotorreando. También evito a este tipo de gente. Después hablaré más sobre charlar.

1.4. Ten ética

Nunca cruces los límites de la ética. Siempre pasa factura.

Cuando trates con los usuarios, haz siempre lo correcto, no lo más fácil. 

1.5. Concéntrate

El éxito no viene por cuántas cosas haces, sino de lo bien que te va en unas pocas cosas específicas. Estar concentrado te permite esforzarte al máximo. Elimina las distracciones de tu vida. 

En mi caso, no tengo muchas aficiones. Hago ejercicio media hora todos los días. No tengo muchas posesiones físicas que tenga que mantener, ya que el coste del tiempo es elevado. 

El riesgo de esto es que estreches tanto el foco que termines perdiendo oportunidades, pero, en el mundo en el que vivimos, donde hay una sobrecarga de información, eso rara vez ocurre.

1.6. Sé positivo

Todos nos enfrentamos en la vida a muchos desafíos, ya sea en las relaciones con la familia y los amigos, o problemas laborales. Tener una actitud positiva suele producir resultados positivos. No estoy seguro exactamente de porqué, pero el mundo funciona así.

Hay un dicho que se me ha quedado grabado en la cabeza y que me ha ayudado muchísimo a lo largo de los años:

«¿Qué haces cuando caminas por un túnel? Sigues caminando hasta que sales de él».

Además, si sabes que estás haciendo lo ético, todos los pensamientos negativos desaparecen. Tendrás energía positiva. Y esa es una de las principales ventajas de ser ético.

1.7. Responsabilízate 

Tener la mentalidad correcta es un requisito previo para alcanzar el éxito en la vida. Sé responsable y siéntete orgulloso de lo que haces. 

No te limites a hacer tareas, a poner ladrillos en una pared, sino sé la persona que construye la catedral. Si crees que no estás «construyendo una catedral», entonces deberías buscar otro trabajo.

Si vas a hacer algo, responsabilízate. Piensa en qué más necesitas hacer para mejorar que los demás no te hayan dicho que hagas. Responsabilízate de los resultados y rinde cuentas de ellos, tanto de los éxitos como de los fracasos. Si adoptas esta mentalidad, los resultados de tu trabajo mejorarán como por arte de magia y progresarás más rápido en el camino hacia el éxito.

1.8. No dejes de aprender

El mundo está evolucionando. Hay que aprender de manera constante. Lee libros, vive en ciudades diferentes, ten una visión del mundo.

No suelo leer las noticias. Creo que es fácil estar de acuerdo con el contenido de los artículos que lees en 10 minutos, pero no ahondan lo suficiente y no retengo nada después de leerlos.

En cambio, los libros entran en detalles, aportan motivos o ejemplos y, después de 8 horas leyéndolos, suelo retener algunos conceptos nuevos. Considero que los libros tienen el mayor ROI en términos de superación personal. Compro muchos libros, 300 o más al año, pero no me los termino todos, sino aproximadamente 80 libros al año.

También intento escribir un poco cada día. Puede ser una publicación de blog o un artículo, como este. Escribir me ayuda a consolidar mis pensamientos y a organizarlos mejor.

2. Entiende el mundo

Entender cómo funciona el mundo obviamente es importante si deseas lograr cualquier nivel de éxito.

Para saber cómo funcionan las personas, léete el libro Sapiens. Vivimos en un mundo humano. Cada persona tiene una versión diferente del mundo en su cabeza, es decir, cada persona vive en un mundo diferente. Entiende su mundo.

No tengas demasiadas opiniones que sena blanco o negro, ya que el mundo rara vez es binario. Muchas personas tienen una visión demasiado simplista del mundo y eso rara vez hará que tengan éxito. Mira las cosas con más profundidad. En la vida real, la mayoría de las cosas son un equilibrio.

Por ejemplo, algunas personas tienen la idea ingenua de que todas las normas son buenas. Las normas están hechas por personas y no siempre son perfectas. Lee los libros: La ley (1850), Economía en una lección, etc.

Comprende también las limitaciones en el mundo. No vivimos en un mundo perfecto.

No luches en guerras que no vas a ganar, evítalas. Vete a otro sitio. Haz otra cosa. Hay muchas cosas que hacer en este mundo. Céntrate en las contribuciones positivas que puedes aportar.

3. Estrategia para tomar decisiones

Tomar buenas decisiones es una habilidad que puede practicarse. Utilizo esta estrategia mental para tomar decisiones, tanto si se trata de una decisión rápida como de una más meditada.

3.1. Primero, los principios

Si la decisión afecta a uno de los principios fundamentales, hay que seguir los principios. Es fácil. De lo contrario, utiliza la estrategia para tomar decisiones.

3.2. Pequeña frente a grande

Lo primero que hay que determinar es la magnitud o el impacto de la decisión. 

Si se trata de una decisión pequeña, tómala rápido o delégala y sigue con otras cosas. Cuando hablo de decisiones pequeñas, me refiero a cosas como dónde ir a cenar o una inversión pequeña.

Si se trata de decisiones grandes, reúne datos, háblalo en equipo y luego consúltalo con la almohada durante 24 horas. Estas decisiones incluyen cosas como patrocinios, inversiones, etc.

3.3. Reversible frente a permanente

Algunas decisiones son reversibles, como desarrollar una función nueva para un producto. Siempre puedes parar en cualquier momento y trabajar en otra cosa o desactivarla una vez completada. Habrá algún coste irrecuperable por el tiempo y la energía que hayas invertido, pero es limitado.

Otras decisiones no son fáciles de revertir, como un gran pago por adelantado para un acuerdo de patrocinio o la fusión y adquisición de alguna gran empresa que pretendemos integrar en nuestro equipo, etc.

3.4. ¿Tengo experiencia?

Si es algo que conozco bien, o tengo información general, como la tecnología o el producto, entonces puedo tomar decisiones más rápidamente. En los ámbitos que no conozco bien, como el marketing, tendría que delegar, recurrir a otros expertos o tomar las decisiones con más cuidado.

3.5. Información suficiente

Lo último que hay que preguntarse es: ¿tengo/tenemos suficiente información? Para las decisiones pequeñas, no necesito mucha información. En el caso de las grandes decisiones, debemos tratar de obtener toda la información necesaria que podamos. Pero, al fin y al cabo, a menudo tenemos que tomar decisiones con información limitada.

Por último: suele ser mucho mejor tomar una decisión y luego ejecutarla que no tomarla.

4. Equipo y organización

4.1. El equipo está por delante de uno mismo

Hacer las cosas bien individualmente en un equipo que va mal rara vez produce resultados satisfactorios para esa persona. Lo contrario sí que suele darse. Si un equipo lo está haciendo bien, es probable que a todos los miembros, incluidos los que tienen dificultades, les vaya bien.

Por lo general, el equipo debería ser lo primero, y eso también conducirá al mejor resultado individual a largo plazo para todos los miembros del equipo. A corto plazo, puede que a veces tengas que «sacrificarte por el equipo», pero ganarás a largo plazo.

4.2. Mezcla los equipos con frecuencia

No dejes que la organización se estanque. Mezclar los equipos da pie a que surjan más oportunidades para que crezcan nuevos líderes. Cambia rápidamente a la «gente que están en los asientos equivocados» (aunque también puede aumentar este problema…).

La estructura del equipo dicta la arquitectura del sistema. Lee el libro Team Topologies. Como no queremos que nuestro software se quede anticuado, tenemos que cambiar las estructuras de los equipos a menudo.

4.3. La competencia interna es beneficiosa

Siempre va a haber competencia (externa), pero que haya algo de competencia interna también está bien. Solo hay que ser profesional al respecto.

4.4. El caos controlado es un tipo de estructura

Esto es un poco difícil de explicar porque es contradictorio, pero fijémonos en los dos extremos, en el caos frente a la estructura. El caos total es malo, hasta aquí bien. 

Mucha gente tiende a pensar que cuanto más estructurada es una organización, mejor. Yo no estoy de acuerdo con eso. Una estructura clara tiene muchos beneficios, como que el poder y las responsabilidades están claramente definidos, hay menos solapamiento, se pierde menos energía, etc. En general, hace que la organización sea más eficiente. Pero, lo que la mayoría de la gente no piensa es que, por lo general, solo hace que la organización sea eficiente para hacer una cosa concreta (de hecho, la palabra «organización» implica estructura y optimización para una sola cosa). La versión más extrema del exceso de organización es la burocracia. A medida que crecemos, tenemos que recordarnos constantemente que no debemos llegar a ese punto.

Cuando el mundo cambia, una organización muy estructurada requiere más esfuerzo para adaptarse. Y el mundo cambia con frecuencia, especialmente en un sector joven como el nuestro. En una organización muy estructurada, hay menos innovación orgánica, menos competencia interna (o presión para mejorar constantemente). A partir de cierto tamaño, la toma de decisiones desde arriba se vuelve menos eficaz.

Con esto no quiero decir que el «caos» sea mejor. Hay una especie de equilibrio. Vivimos y trabajamos en un mundo en constante evolución, en un sector nuevo. Nuestro sector redefine muchos de los conceptos tradicionales, como los conceptos de sede central, de empresa, de equipo e incluso de dinero. Dado que trabajamos a distancia, y desde todo el mundo, muchas de las estructuras tradicionales no se adaptan a nosotros. 

Al mismo tiempo, necesitamos sólidos controles en muchas áreas, ya que manejamos los fondos de los usuarios. Por ello, la seguridad, el cumplimiento, la ética y la neutralidad deben aplicarse con firmeza. Operamos en un entorno regulado, por lo que el cumplimiento es fundamental. En un entorno de caos controlado, hacen falta las mejores personas, personas apasionadas y responsables. Encontrar ese equilibrio es un reto constante para mejorar nosotros mismos. La cuestión es que el caos a veces es una herramienta.

4.5. Organiza con frecuencia actividades locales para fomentar el espíritu de equipo

El objetivo debería ser realizarlas una vez al mes, aunque generalmente acaban celebrándose una vez cada dos meses, debido a los horarios, etc.

Repartir la comida es la mejor forma de fomentar el espíritu de equipo. Solo tienes que reunir a la gente para comer. Es sencillo y eficaz.

Hazlo a nivel local, con gente de distintos equipos. En general, estoy en contra de tener que coger un avión para acudir a una actividad para fomentar el espíritu de equipo. Es demasiado caro y requiere demasiado tiempo. No quiero que parezca que simplemente mandamos a la gente en aviones de «vacaciones». Para los equipos pequeños muy repartidos, una vez cada 18 meses puede estar bien en casos excepcionales, idealmente aprovechando algún viaje o evento ya existente.

4.6. Da tu opinión

Doy mi opinión directamente cuando y donde sea que surja la idea, en conversaciones con otra persona o en grupos grandes. Lo aprendí del libro de Netflix Aquí no hay reglas. De hecho, prefiero dar mi opinión en grupos grandes para que otras personas también puedan aprender y no tenga que repetirme muchas veces.

Muchas personas me han dicho que se sorprendieron las primeras veces que les di mi opinión así, pero que con el tiempo se acostumbraron.

Quiero que en Binance haya una cultura de intercambio de opiniones sincera. Me da la sensación de que el 99 % de las personas no da su opinión a los demás lo suficiente. Al trabajar a distancia, no recibimos información a través del lenguaje corporal en las reuniones físicas, por lo que debemos compensarlo expresando nuestra opinión de forma directa y sincera.

Bridgewater (Ray Dalio) cuenta con un sistema de comentarios para DOT que me gusta mucho, y vamos a buscar alguna forma de implantarlo en el futuro.

4.7. No abuses de los elogios verbales

Si haces algo bien, es posible que haya gente que te diga: «bien hecho, excelente trabajo, etc.». Probablemente no lo oigas de mí. Por el contrario, si haces algo mal y lo veo, lo más probable es que te lo diga.

Mis motivos son: 1. Tenemos un alto nivel de exigencia, esperamos la excelencia, por lo que obtener buenos resultados debe ser la norma. Si hacemos una montaña por cada logro «pequeño», podría parecer que el listón está muy bajo, y eso no es lo que queremos.

2. Al trabajar a distancia, no veo todos los triunfos de todos los equipos. Es imposible que pueda abarcarlo todo. Si felicito a unos pero no a otros, se crearían desequilibrios psicológicos o percepciones de favoritismo. Sin embargo, este problema no ocurre con las críticas, cuando hago comentarios constructivos directamente sobre lo que veo, los demás no se quejan de favoritismo.

3. La satisfacción debe venir de dentro. Cuando hago algo bien, me basta con mis recompensas intrínsecas internas.

4. No son eficientes en cuanto a tiempo. Cuando algo se hace bien, deberíamos centrarnos en lo siguiente. 

No estoy diciendo que este sea un buen enfoque, sino que es así como trabajo. De hecho, creo que probablemente dar zanahorias y no solo garrote sea sun mejor enfoque, pero todavía no he descubierto cómo hacerlo de manera eficiente y distribuida.

También hay diferentes expectativas según la cultura. El libro El mapa cultural lo explica bien. Por lo general, en la cultura estadounidense se estila más decir «has hecho un gran trabajo», mientras que en la asiática es más común el «garrote».

Lo más eficiente es compensarlo en el siguiente ciclo de revisión, así que sí doy zanahorias, pero no tanto de forma verbal.

4.8. Elevar a un nivel superior frente a los rumores

Elevar una queja a un nivel superior forma parte de cualquier empresa normal y hay maneras correctas e incorrectas de hacerlo. 

El rumor es cuando te quejas de alguien con una persona y no se lo has contado a la persona implicada. Los rumores son malos. Yo no lidio con rumores, los ignoro. De hecho, si me traes un rumor, te pondré un punto negativo a ti (y no a la otra persona).

Elevar una queja a un nivel superior es cuando pides una reunión a tres bandas con CZ en la que estaréis tú, la persona de la que quieres quejarte y CZ. Así puedo escuchar las dos versiones de la historia a la vez.

Y lo que es más importante, te obliga a mantener una conversación sincera con la otra parte antes de hablar conmigo.

Solo necesito tener una reunión para gestionar una situación así. Si tuviera que lidiar con los rumores, tendría que tener varias conversaciones con una y otra persona. Y ya sabéis lo que pienso del tiempo (después lo profundizaré).

Eleva tus quejas a un nivel superior, no difundas rumores. Es difícil, pero poder articular de manera profesional por qué no estás satisfecho con alguien o algo es una de las habilidades clave para alcanzar el éxito. No seas demasiado suave ni demasiado duro, la clave está en encontrar el equilibrio adecuado.

4.9. El eslabón más bajo fuera

Creo en el principio del «eslabón más bajo fuera». He leído muchos argumentos en contra de clasificar a todos los empleados, no crear competencia interna, etc. Tienen ventajas, pero no creo que logren el mejor equilibrio. 

Según mi experiencia, a los empleados más productivos les gusta trabajar con otros empleados muy productivos. Cuando un equipo de empleados muy productivos trabajan bien juntos, el trabajo en sí se vuelve adictivo. En cambio, si hay alguien poco productivo en el equipo, todo se destruye. Deshazte de los eslabones más bajos.

También creo en el principio de «equipo, no familia» descrito en el libro Aquí no hay reglas. A nadie le gusta oírlo, pero una organización es un poco diferente de una familia. Nos preocupamos los unos por los otros, pero no vamos a cargar con los empleados menos productivos: sería irresponsable para los demás miembros del equipo.

5. Contratación

Contrata a los mejores, siempre. Para triunfar, tienes que formar parte de un equipo fuerte. Contrata a gente que vaya a trabajar por debajo de ti, a tu nivel y por encima de ti. Contratar a tu propio jefe es una de las mejores maneras de progresar en tu carrera, y demuestra que tienes un gran nivel de madurez.

5.1. Pasión 

La pasión es uno de los factores más importantes que busco. Trabajamos a distancia, no podemos (ni deberíamos) microgestionar. Las personas que no sienten pasión se desentienden y terminan hundiéndose. Contrata a la persona que esté construyendo la catedral.

5.2. Contrata a personas con ganas

Contrata a personas que crezcan y se adapten a su función, no a alguien con experiencia y una mentalidad de que ya se lo sabe todo. Aunque evidentemente la experiencia previa ayuda en muchas situaciones, y es un requisito previo en ciertas funciones, como en el ámbito del cumplimiento, la persona que ya lo sabe todo se aburre. A menudo también provoca una «mentalidad fija», ya que estas personas suelen estar demasiado condicionadas por sus experiencias anteriores.

5.3. La gente que habla con hechos frente a la gente que habla con palabras

Contrata a personas que sabes hacer las cosas y también expresarse, no a gente que habla mucho pero no sabe hacer nada. La gente que sabe hacer las cosas, pero no sabe expresarse es complicada. Pueden estar bien en algunas situaciones técnicas reducidas, pero tampoco podemos tener demasiadas personas así en el equipo.

5.4. Contrata con un objetivo

Todas las personas nuevas deben tener sus responsabilidades claras, idealmente con objetivos numéricos agresivos con un 70 % de posibilidades de éxito.

5.5. Nada de títulos

No contrates a personas que estén preocupadas por los títulos. No es un factor decisivo, pero desde luego no es una buena señal.

5.6. La misión es más importante que el dinero

No contrates a personas que estén obsesionadas con el sueldo y las compensaciones. Debemos pagar a la gente de forma justa.

5.7. En caso de duda, no contrates.

Si te surgen dudas durante el proceso de contratación, no contrates a esa persona. Las pequeñas dudas en la etapa de las entrevistas siempre se convierten en un gran problema en el futuro.

6. Estilo de liderazgo

6.1. No intentes motivar a las personas que no están motivadas

Es como arrastrar un caballo muerto, es imposible y no vale la pena. También es imposible motivar a las personas que no comparten tu misión o tus valores, que no te quieren como líder o que simplemente son perezosas. Deja que trabajen en otro sitio. La gente o está motivada o no lo está: trabaja solo con los que estén motivados.

Trabajamos a distancia, por lo que para los perezosos es fácil holgazanear porque no hay nadie vigilándolos. Pero, aunque no lo parezca, es algo bueno. La gente puede aflojar el ritmo un día, una semana, incluso puede que hasta un mes, pero. al cabo de un par de meses, no tendrán resultados que mostrar, y te darás cuenta. En realidad, el teletrabajo hace que sea más fácil identificarlos con el tiempo. Deshazte de las personas de tu equipo que no estén motivadas en cuanto las identifiques.

6.2. Nunca microgestiones

Te quita más tiempo microgestionar que hacer el trabajo tú mismo. Si tienes que microgestionar a alguien, debes despedir a esa persona.

6.3. Cualificación para las entrevistas, resultados después

Utiliza los «años de experiencia» solo durante el proceso de contratación. Una vez que la persona forme parte del equipo, básate en los resultados para medir el rendimiento.

6.4. Trabaja duro, sé fiel a nuestros valores y predica con el ejemplo.

7. Objetivos, OKR/KPI

Utiliza métricas de resultados (usuarios, ingresos, cuota de mercado), y no métricas de contribución (tareas, funciones, reuniones, horas trabajadas).

7.1. No te tomes los objetivos demasiado en serio

Los objetivos o su definición pueden suponer muchas potenciales desventajas. Se ha escrito mucho sobre este tema, por lo que no entraré en detalles. Algunas de las desventajas son: tener una sensación de fracaso cuando no se logran, no esforzarse al máximo después de lograr un objetivo fácil, tener una dirección inflexible, etc.

Los mayores inconvenientes que yo veo con los objetivos son: 1. Nunca son precisos ni científicos, sino que siempre son estimaciones al azar. En nuestro sector, las condiciones del mercado cambian demasiado rápido. 2. Lleva demasiado tiempo (y dinero) discutirlos.

Por estos motivos, establece un objetivo, trabaja para conseguirlo, y cuando lo hayas conseguido, establece un nuevo objetivo. No te lo tomes demasiado en serio, ni te centres demasiado en él.

Como ejemplo para cerrar este tema, cuando Binance comenzó, nos fijamos el objetivo de estar entre los 10 mejores exchanges del mundo en tres años. En cinco meses nos convertimos en el exchange n.º 1 del mundo, pero no nos detuvimos ahí.

8. Acuerdos comerciales

8.1. Cierra acuerdos sencillos

Los acuerdos complejos con muchas variables suelen fracasar, incluso después de haberlos firmado. Además, son difíciles de entender y a menudo generan confusiones o malentendidos. Una de las partes siempre se siente perjudicada de alguna manera y quiere cambiar algo. Haz acuerdos sencillos: la parte A aporta esto y obtiene lo otro; la parte B aporta esto y obtiene lo otro.

8.2. Di no a tiempo 

Hay demasiada gente que pierde demasiado tiempo en conversaciones inútiles sobre «asociaciones». Cuando inviertes tu espacio mental en estas conversaciones inútiles, no estás pensando en unas alianzas útiles.

8.3. Sin exclusividad

Las relaciones a largo plazo que resultan beneficiosas para ambas partes no necesitan ser exclusivas. Las personas que piden exclusividad suelen sentirse inseguras con respecto a la competencia o el valor que pueden aportar, al menos a largo plazo. En estos casos, puede que sea más adecuado un plan de compensación a corto plazo (o único). Pero ya sabes lo que opino: no inviertas mucho tiempo en acuerdos a corto plazo. El mundo cambia demasiado deprisa como para encerrarse en él, no se puede predecir el futuro.

No firmes contratos de exclusividad. No nos encerremos ni esperemos que otros se encierren.

8.4. Rescisión

Siempre hay que incluir una cláusula de rescisión en el contrato. Necesitas una manera de salir de las relaciones que no son beneficiosas para ambas partes, ten siempre opciones. Durante la etapa contractual, mucha gente piensa en los casos habituales (normalmente optimistas), pero es un error. Ponte en el peor de los casos, para eso están los contratos.

8.5. Ten siempre una responsabilidad limitada

No firmes nunca contratos que puedan conllevar una gran responsabilidad o una responsabilidad «ilimitada». Ponte en los peores casos extremos durante la etapa contractual, no en los «casos normales o mejores».

8.6. No hay casos especiales

Nunca des a un cliente un acuerdo privado que no tengan los demás. Trata siempre a todos los clientes por igual. 

9. Desarrollo de negocios pasivos: opta por los objetivos más fáciles de conseguir

Por lo general, adopto un enfoque pasivo para desarrollar negocios y en la vida en general. La gente a menudo no entiende este aspecto de mí, o no sabe cómo funciona. 

Esta mentalidad no debe confundirse con la pasión. Soy un gran apasionado de lo que hago y hacemos, pero soy pasivo a la hora de acercarme a los demás, a las asociaciones empresariales, etc.

No persigo objetos brillantes. En el desarrollo de los negocios, normalmente no busco a grandes clientes o socios. Se invierte mucha energía y tiempo en enseñarles lo que son las criptomonedas y en guiarlos a través de sus propios procesos internos legales y de la junta directiva para cerrar un acuerdo. El tiempo de conversión es demasiado largo y a menudo exigen condiciones injustas. El ROI es bajo.

En lugar de eso, me gusta dedicar tiempo a trabajar con las mejores empresas que acuden a nosotros. Esas empresas ya tienen la intención de introducirse en el mundo de las criptomonedas y quieren trabajar con nosotros, solo tenemos que averiguar cómo y los términos del acuerdo. El ROI es mucho mayor. Aunque no sean Apple o Google, si consolidamos triunfos pequeños de manera consistente, los socios grandes llegarán a nosotros tarde o temprano, generalmente «por su cuenta».

Otro ejemplo es que no pierdo el tiempo tratando de convencer a las personas que han decidido que no les gustan las criptomonedas, como Warren Buffett. Hablo con gente que quiere aprender, aunque no sea tan famosa.

No visito países o gobiernos que son negativos con respecto a las criptomonedas, visito a los que quieren adoptarlas y los ayudo, aunque sean países pequeños.

Básicamente, trabaja en acuerdos que podamos cerrar.

Esto no debe confundirse con una mentalidad «a corto plazo». La mayoría de estos acuerdos que pueden alcanzarse con facilidad, aunque no sean con las 10 empresas más famosas del mundo, siguen siendo acuerdos a largo plazo.

Sin embargo, este enfoque tiene algunas advertencias.

Tenemos que ser lo suficientemente buenos para que los demás quieran venirse con nosotros. Afortunadamente, Binance está en esa posición. Y tenemos que mantenerla. Yo tenía esta mentalidad incluso antes del éxito de Binance, pero obviamente funciona mejor cuando tienes éxito.

Tenemos que elegir bien. Siempre recibimos muchas solicitudes, especialmente dada la posición actual de Binance, y seleccionar a las mejores no es tan fácil como parece. De nuevo, mi enfoque suele ser llegar rápidamente a la esencia del acuerdo.

Aun así, a veces tenemos que ponernos en contacto, por si la otra parte también tiene una mentalidad «pasiva». Contacta de manera específica y clara; si después de eso no responden, entonces sabrás que no están interesados.

De la misma manera, en mi vida personal no intento reunirme con tal o cual persona famosa, interactúo con las personas que vienen a nosotros.

10. Estilo de trabajo: no perder el tiempo

El tiempo es un recurso más limitado que el dinero: no lo malgastes. Cuando empieces a valorar el tiempo, llegará el dinero.

10.1. Di no a tiempo y con frecuencia

La herramienta más eficaz para ahorrar tiempo es decir «no». 

Si alguien quiere hablar de una alianza «importante» pero poco precisa, le digo que no. Si alguien me invita a conocer a un pez gordo sin un propósito claro, le digo que no. Si alguien me invita a una exposición en una galería de arte, le digo que no. Si alguien me invita a ver la Fórmula 1, le digo que no. Un partido de fútbol, tampoco... Voy a esos eventos con amigos, pero la respuesta por defecto es no. 

De este modo, ahorro tiempo para cosas más importantes, aunque sea quedarme solo en la habitación de un hotel. Así puedo pensar y concentrarme en cosas más importantes, como escribir este artículo.

11. Comunicación

11.1. Sé conciso y directo 

Deja siempre clara tu intención u objetivo. ¿Qué quieres? Di «me gustaría…» antes de empezar a explicar el contexto. La otra parte puede que esté de acuerdo contigo, y no tendrás que explicárselo.

11.2. Escribe de manera concisa 

Léete el libro On Writing Well. Odio cuando veo que la gente no escribe o escribe cosas demasiado largas. Significa que, o bien no han dedicado tiempo a organizar sus pensamientos, o bien no saben hacerlo.

Tienes que escribirlos, pero escribe menos (que no sea muy largo) y escribe bien.

Personalmente, no quiero ver más de:

  • De 3 a 5 puntos para una reunión de 15 minutos.

  • De media página a una página para una reunión de grupo de 30 a 60 minutos.

  • 5 páginas (como máximo) para una revisión mensual o trimestral de la empresa. 

    • NADA DE POWERPOINTS. Nada de diapositivas elegantes, solo texto y gráficos de barras simples.

  • Para los blogs, artículos o libros, puedes escribir cosas más largas.

Aprende a escribir bien. Yo todavía estoy en ello…

11.3. Utiliza el método o herramienta más eficaz posible. 

Hay un viejo dicho con el que no estoy de acuerdo: «No uses el correo electrónico si puedes llamar a la persona; no llames si puedes reunirte en persona». Prefiero lo contrario: «No te reúnas en persona si basta con una llamada; no llames si basta con un mensaje instantáneo». Sin embargo, ninguna de estas dos fórmulas está equivocada: para tener conversaciones difíciles, es mejor reunirse en persona, pero para la mayoría de las comunicaciones más comunes, prefiero la eficiencia a la formalidad. Hay que tener relaciones (o una reputación) lo suficientemente sólidas con las personas con las que te comunicas frecuentemente para entenderos, no hay que titubear y siempre hay que dar el beneficio de la duda. Hacemos la mayor parte de nuestro trabajo a distancia, de ahí mi enfoque.

11.4. Evita las cadenas de comunicación

No hables con una persona que habló con alguien que le dijo algo: ten por seguro que esa información será errónea. Habla directamente con la fuente.

En el trabajo, a menudo tenemos gestores de proyecto u otros líderes como intermediarios. Hay que evitar las largas cadenas de comunicación. Añade a la fuente a un grupo o reúnete con ella, sin hacer una reunión demasiado grande.

11.5. Utiliza la mensajería instantánea para sincronizar o coordinar el trabajo.

11.6. Utiliza un solo mensaje en lugar de muchos.

Si envías esto, el receptor recibe cinco notificaciones y probablemente tardarás más en leer las respuestas. En su lugar, haz esto:

Una notificación, listo.

Sí, intento optimizar mi tiempo así. No me gusta charlar con gente que tiene «mal» estilo: ellos tendrán mucho tiempo, pero yo no.

11.7. No utilices la mensajería instantánea para discutir

No envíes mensajes de texto para debatir o discutir. Para eso, coge el teléfono y haz una llamada o una videollamada.

11.8. Comunicarse demasiado es malo

Comunicarse muy poco es malo; comunicarse demasiado también es malo. Si tienes que comunicarte demasiado constantemente para hacer que algo funcione, es que algo va mal. Tienes que solucionar el problema subyacente.

11.9. Haz preguntas con contexto

Trabajamos a distancia, no podemos ver a muchos de nuestros compañeros, y las preguntas pueden malinterpretarse fácilmente. Proporciona siempre el contexto para que se entienda por qué estás haciendo esa pregunta.

12. Reuniones

12.1. Haz reuniones breves

Haz que las reuniones sean lo más breves posible, si pueden durar 5 minutos, mejor. Si no puedes celebrar reuniones de 5 minutos con tus compañeros cercanos, es que aún no le habéis cogido el truco. Averigua cómo hacerlo.

12.2. Comienza a la hora

Únete a la reunión 1 minuto antes. Configura tu alarma a las 3:59 en lugar de a las 4:00 para que la reunión pueda comenzar a las 4:00:00 en punto.

12.3. Cosas que no hacer

  • No utilices el estilo anticuado de explicar de mil maneras lo que quieres decir.

    • Dilo y ya está.

  • No empieces con «este es el orden del día…».

    • Empieza directamente con la reunión. 

  • No digas: «¿Podéis escucharme? ¿Veis mi pantalla?» 

    • Comprueba tu equipo antes y empieza directamente con la reunión.

  • No digas: «Gracias por uniros…».

    • Empieza directamente con la reunión.

12.4. Habla con menos de 10 personas

En una reunión de debate, solo tiene que haber entre 5 y 10 personas que conozcan bien el tema. Si hay más, se ralentizan las cosas.

Una llamada con más de 10 personas debería ser una llamada rápida de sincronización.

12.5. Elimina a las personas que no hablan

Si estás en una reunión de debate y no necesitas decir nada, probablemente no deberías haberte unido a esa reunión. Seguramente te bastaría con leer el acta de la reunión.

12.6. Puntos por escrito

Anota los puntos antes de la reunión. Escribir las cosas aclara las ideas. Yo (CZ) soy una persona visual, retengo mucho menos las cosas que solo se me explican de manera verbal. Además, los documentos escritos son más fáciles de reenviar. Si solo se dice de palabra, es imposible. Y si no, busca el juego del «teléfono roto» en Google.

No escribas un documento demasiado largo. Una página para una reunión de 30 minutos debería ser suficiente.

12.7. NADA DE POWERPOINTS 

Son una pérdida de tiempo. Utiliza puntos y gráficos de barras para mostrar el historial y la tendencia.

12.8. No hagas reuniones de presentación. 

No hago encuentros, reuniones para conocernos, reuniones de descubrimiento, etc. No soy un centro y no se me da bien mantener muchas relaciones, prefiero hacer reuniones con fines específicos. Hay quien puede decir que eso es demasiado «materialista», pero es eficiente. Puede que ofenda a algunas personas, pero mi objetivo no es hacerme amigo de todo el mundo, sino hacer el trabajo

13. Productos y entrega

13.1. Solo productos escalables

Trabaja solo en productos escalables. MVP, luego cierra, pivota o escala (esfuérzate al máximo). Si no puede escalar, déjalo.

13.2. Céntrate en los usuarios

Tener usuarios es la clave, todo lo demás es menos importante. No tener usuarios equivale a no tener valor. Por eso, trátalos bien.

14. Relaciones públicas

14.1. No hagas lanzamientos grandiosos.

No des mucho bombo el primer día del lanzamiento. Siempre hay algo que sale mal. Dale al sistema o al producto una semana aproximadamente para que se asiente y estabilice antes de hacer grandes campañas de relaciones públicas.

14.2. No hagas memorándums de entendimiento o cartas de intenciones vacías.

Haz solo relaciones públicas de los resultados, a menos que nos ayuden de manera significativa. Cuidado con los socios más pequeños que solo quieren utilizar nuestra marca para aumentar su credibilidad.

14.3. No hay que retrasar las campañas de relaciones públicas, hay que anunciarlas cuando estén listas.

Algo con lo que no estoy de acuerdo es que, a veces, los equipos de relaciones públicas aconsejan esperar hasta una fecha u hora determinadas para anunciar algo que está listo. Los motivos pueden ser, entre otras cosas, los siguientes: es viernes por la noche, la campaña tendrá menos repercusión, esperemos al lunes por la mañana; acabamos de anunciar otra cosa, queremos espaciar un poco las campañas de relaciones públicas; dejemos esta para una semana después, durante las Navidades, porque entonces tendremos menos noticias. Esto solo genera retrasos innecesarios que hacen que todos los flujos de trabajo futuros se retrasen, la eficiencia perdida supera con creces las pequeñas optimizaciones para obtener una «mayor repercusión» de las novedades. Los retrasos son extremadamente caros. Retrasar una campaña de relaciones públicas solo hace que la gente la tenga en la cabeza durante más tiempo innecesariamente. 

Hay que anunciarla cuando esté lista y pasar a lo siguiente.

Tuits. Muchos expertos en redes sociales aconsejan un horario óptimo para tuitear. Esto puede funcionar si tu trabajo está especializado en redes sociales, yo solo tuiteo cuando tengo algo en la cabeza. De lo contrario, el coste mental de llevar eso en mi cabeza no vale los beneficios que puedo conseguir por tuitearlo unas horas más tarde. Después de tuitear, paso a otra cosa.

14.4. Responde a los periodistas

Si no respondes, se limitarán a escribir las peores versiones de su historia. Responde, grábalo y publícalo más tarde si hace falta.

14.5. Responde rápidamente a las noticias negativas 

De lo contrario, solo se propagarán, a menos que estés seguro de que se trata de un medio pequeño que no tendrá ninguna repercusión.

15. Descansa, mantén la calma y relájate

Me han preguntado cuánto duermo, cómo lidiar con el jet lag, etc. Por eso he añadido esta sección.

15.1. Dormir

Te recomiendo encontrar tu propio patrón de sueño que te dé la máxima cantidad de energía.

En mi caso, duermo de 5 a 6 horas por la noche y normalmente me echo una siesta de 30 a 45 minutos por la tarde. Suelo estar más alerta después de la siesta. El segundo momento en que estoy más alerta sería por la mañana, una hora después de despertarme. Así que reflexiono seriamente y tomo las decisiones difíciles durante ese periodo de tiempo y uso el resto del día para lidiar con las tareas más «mundanas».

Y te cuento un secreto: la siesta también es mi forma de lidiar con el jet lag. Cuando tengo jet lag, mi siesta dura un poco más. Tener dos oportunidades de dormir ayuda.

Además, cuando estoy cansado, simplemente me relajo o echo una siesta.

15.2. Tranquilidad

Tengo una personalidad tranquila. Hay gente que siente un gran abanico de emociones, y puede que mi abanico sea más pequeño. Siento emociones fuertes, pero no me emociono ni me entristezco demasiado. Tener esta personalidad tranquila ayuda en situaciones de mucha presión, en las que nos encontramos a menudo, siendo una startup en un sector nuevo en constante evolución.

Parte de esta personalidad es de nacimiento, pero también se entrena. Creo en la teoría de la simulación, que me ayuda mucho a mantenerme calmado.

Mantener un alto nivel de ética ayuda. Si sabes que estamos haciendo lo correcto, no hay mucho de qué preocuparse. Eso me da fortaleza mental. Saber que estamos teniendo un impacto positivo en el mundo también ayuda.

15.3. Relax y diversión

Me relajo como la mayoría de la gente. Hago un poco de ejercicio cada día, practico algo de deporte... Me encanta el snowboard. Veo algunas películas (normalmente alguna que me hayan recomendado), hago un poco de turismo cuando visito ciudades nuevas, y quedo con amigos, voy a cenar, de copas, etc.

No me gustan los lujos, los coches, las joyas, etc., aunque puede que la mayoría de gente considere que llevo un ritmo de vida elevado. Viajo mucho, me quedo en buenos hoteles y me invitan a fiestas elegantes (aunque, en realidad, no me suelen gustar demasiado).

Me encantan los aparatos, los teléfonos, las cámaras, los drones e incluso los relojes digitales que tienen un montón de funciones que nunca uso.

Isenção de risco: os preços dos criptoactivos estão sujeitos a elevado risco de mercado e volatilidade de preços. Só deves investir em produtos com os quais estejas familiarizado e onde compreendas os riscos associados. Deves considerar cuidadosamente a tua experiência de investimento, situação financeira, objetivos de investimento e tolerância ao risco e contactar um consultor financeiro independente antes de fazeres qualquer investimento. Este material não deve ser interpretado como aconselhamento financeiro. O desempenho passado não é um indicador fiável do desempenho futuro. O valor do teu investimento pode descer, bem como subir, e podes não conseguir recuperar o valor que investiste. És o único responsável pelas tuas decisões de investimento. A Binance não é responsável por quaisquer perdas em que possas incorrer. Para mais informações, consulta os nossos Termos de utilização e Aviso de risco.