Comprar Cripto
Pagar con
Mercados
NFT
New
Descargar
English
USD
Blog de Binance
Noticias y actualizaciones del intercambio de criptomonedas líder en el mundo
¿Por qué no es recomendable holdear a largo plazo los tokens con apalancamiento?
2021-5-31

Los token con apalancamiento suelen ser los productos menos comprendidos en la industria cripto. Estos tokens son por lo general fondos que usan derivados y apalancamientos con el fin de amplificar los rendimientos del activo en cuestión. Normalmente, un token con apalancamiento ofrece un múltiplo sobre el índice o el rendimiento diario de un activo en concreto. Por ejemplo, un BTC long a 3x dará el triple de rendimientos diarios que cotiza Bitcoin realmente. 

Muchos traders se confunden cuando el rendimiento del token no coincide con el activo en cuestión. En este artículo vamos a profundizar el motivo por el cual los rendimientos que marcan los tokens apalancados suele diferir con el tiempo y por qué no son una buena alternativa para holdear a largo plazo.

¿Cómo se comportan los tokens con apalancamiento al holdearse más de un día?

Los tokens apalancados fueron diseñados para multiplicar el rendimiento diario del activo que siguen, este comportamiento cabe recalcar que es DIARIO. El factor de apalancamiento en un token será restablecido cada día. Como resultado, el rendimiento de dicho token y su activo subyacente puede diferir a largo plazo.

Si bien la comparación entre los rendimientos diarios y total puede parecer insignificante, las matemáticas detrás de ellos difieren mucho. Por ejemplo, incluso un portafolio sin apalancamiento que pierda un 10% en tan solo un día, podría no alcanzar su punto de partida, incluso si el activo sube al día siguiente el porcentaje que perdió. Una inversión de 100 USD que pierde el 10% en un día, cerrará el capital en 90 USD. Pero si el precio sube un 10% al día siguiente, eso es un aumento del 10% sobre los 90 USD, lo que llevaría al precio a 99 USD. Claramente, las matemáticas no cuadraron como se esperaba.

Como tal, en caso de pérdidas, un portafolio necesitaría de un rendimiento mayor a la pérdida para alcanzar su punto de equilibrio. El siguiente gráfico muestra el promedio de rendimiento necesario para alcanzar el equilibrio en los distintos niveles de pérdidas que tendría un portafolio.



Como se puede apreciar, cuanto mayor sea la pérdida, mayor deberá ser la rentabilidad para cubrir esta misma. Con los tokens apalancados, esta correlación ocurre frecuentemente. Además, cuando un fondo está apalancado, esta correlación se magnifica

Vamos a tomar en cuenta un ejemplo de por qué los tokens con apalancamiento no siempre funcionan como se piensa.

Aquí tenemos un ejemplo sobre un token de BTC Long a 3x, el cual tiene un valor inicial del índice de Bitcoin en 100 USD y el NAV de dicho token también parte de esos 100 USD.

Supongamos que el valor de Bitcoin cayó un 10% el primer día. Esto significa que el índice cerró en 90 USD, mientras que el token cerró en 70 USD. Hasta aquí, todo claro ¿Cierto?

Al día siguiente, el precio de Bitcoin se recuperó un 15% y el precio terminó en 103,50 USD. En este valor, el precio es de un 3,5% mayor al valor inicial. 

Ahora bien, esperarías que el token 3x cierre en 110,50 USD o lo que equivale a un 10,5% por encima del precio inicial, es decir, tres veces el rendimiento del precio promedio de los días previos que marcaban un 3,5%.

De hecho, el token en realidad cerró en 101,50 USD a solo un 1,5% desde su precio inicial. La explicación de esto es que el token con apalancamiento multiplicó el rendimiento promedio del precio subyacente tres veces al 45% (3 x 15%). Esto incrementó el NAV de 70 a 101,50 USD.

Ahora, vamos a suponer que en el tercer día, el precio hipotético de Bitcoin disminuye un 5% a 98,33%. Sobre la base acumulativa, esto se traduce como un 1,7% por debajo del valor inicial.

Puedes ahora pensar en dos cosas: 

1) Debido al cambio neto del precio durante estos tres días, el porcentaje es igual a 0% lo cual puede hacer que nuestro token se recupere a 100 USD, o 

2) Nuestro token cerró en 94,90 USD, es decir, tres veces el rendimiento promedio del precio dentro de estos tres días, un 1,7%. 

Sin embargo, las dos conclusiones son erróneas. De hecho, el token apalancado bajaría a 86,28 USD, lo cual es 3 veces un -5%, donde este cinco por ciento es el rendimiento del tercer día que cotizó el precio. En general, el token ha caído un 13,7% en estos tres días.

Si las matemáticas te resultan confusas, el gráfico que te mostraremos ilustrará los cambios que repercuten al precio durante esos días tanto en el precio como en el token apalancado.


Impacto a causa del reequilibrio diario

Muchos inversores ignoran el hecho de que estos tokens apalancados son reequlibrados cada día. La función de este reequilibrio es aumentar o reducir la exposición y mantener el propósito principal de dichos fondos. A medida que el fondo reduce su exposición ante el precio, vende las posiciones en el mercado de derivados ocasionando un bloqueo de las pérdidas, lo que lleva a una base de activos mucho más baja. Con el tiempo, esta correlación influirá en la inversión principal de cada inversión.

Dado que el apalancamiento debe restablecerse cada día, la volatilidad sería tu peor enemigo. Esto puede parecer contradictorio si se discute de forma popular.

La volatilidad es el mejor aliado de un trader, en muchos casos. Pero con los tokens apalancados, la respuesta definitiva es un no. La volatilidad puede hacerte pedazos. Eso es porque los efectos que componen los rendimientos diarios lo llevarán a un resultado matemático que seguramente no tenías en consideración.

Cuanto mayor sea la volatilidad en el precio/activo subyacente, más valor perderá el token con el paso del tiempo, incluso si el precio de referencia es estático a final del año. Si el índice se movió bruscamente hacia arriba o abajo con el tiempo, si compró y holdeo su posición, puede terminar perdiendo un valor considerable a largo plazo.

La fórmula funciona en ambos sentidos, al alza o a la baja. Al analizar un poco, encontraremos que algunos tokens alcistas y bajista que siguen al mismo activo, han tenido un desempeño deficiente durante el mismo marco temporal. Esto puede ser muy confuso para los traders, ya que no comprenden por qué estos tokens funcionan de esta manera.

Compraremos los rendimientos acumulativos de tres activos durante un período de 3 meses, desde el 6 de julio hasta el 6 de octubre del 2020: BTCUSDT (azul), 3x BULL (en naranja) y 3x BEAR (en gris).

Como puedes apreciar, los rendimientos acumulados de Bitcoin en este período han sido muy volátiles y de un rango estrecho, el cual es uno de los peores escenarios para un token apalancado. El rendimiento total de Bitcoin desde el 6 de julio hasta el 6 de octubre fue de un 13,4%. En contraste, su token 3x BULL tuvo un desempeño deficiente, con solo un 2,1%. Mientras que el token 3x BEAR perdió casi el 50% en el mismo período.

Este claro ejemplo de la vida real muestra claramente por qué los tokens apalancados no son ideales para invertir a largo plazo. Queda demostrado cómo el reequilibrio y el apalancamiento diario pueden desencadenar diferencias en el rendimiento a lo largo del tiempo. Como resultado, los tokens apalancados no pudieron seguir de cerca al activo en diversas condiciones.

3 reglas para comerciar estos tokens apalancados
Regla 1
: Usa los tokens apalancados para comerciar a corto plazo. Si holdeas los tokens apalancados durante mucho tiempo, te encontrarás en una situación donde los reequilibrio afectarán tu rendimiento.

Regla 2: Concéntrate en los mercados que tienen una tendencia clara. Los tokens apalancados funcionan mejor en mercados donde hay una tendencia marcada con constantes impulsos. Asegúrate de que estos factores estén a tu favor para aumentar las posibilidades de salir ganador. 

Regla 3: Usa los tokens apalancados para complementar tu posición principal. Los tokens apalancados no sustituirán tus holding en el mercado spot. Sin embargo, brindan opciones extras para que los traders obtengan mayores ventajas y beneficios en sus holding a corto plazo.

 No hay nada negativo en los tokens con apalancamiento, si las manos que lo sostienen son las indicadas. Debes comprender primero su funcionamiento para poder usar esta herramienta a tu favor. Los tokens con apalancamiento pueden ser muy poderosas para tradear a corto plazo, pero debes tener sumo cuidado al holdear estos tokens durante un tiempo prolongado.

Blog de Binance
Noticias y actualizaciones del intercambio de criptomonedas líder en el mundo
May 31
2021
¿Por qué no es recomendable holdear a largo plazo los tokens con apalancamiento?

Los token con apalancamiento suelen ser los productos menos comprendidos en la industria cripto. Estos tokens son por lo general fondos que usan derivados y apalancamientos con el fin de amplificar los rendimientos del activo en cuestión. Normalmente, un token con apalancamiento ofrece un múltiplo sobre el índice o el rendimiento diario de un activo en concreto. Por ejemplo, un BTC long a 3x dará el triple de rendimientos diarios que cotiza Bitcoin realmente. 

Muchos traders se confunden cuando el rendimiento del token no coincide con el activo en cuestión. En este artículo vamos a profundizar el motivo por el cual los rendimientos que marcan los tokens apalancados suele diferir con el tiempo y por qué no son una buena alternativa para holdear a largo plazo.

¿Cómo se comportan los tokens con apalancamiento al holdearse más de un día?

Los tokens apalancados fueron diseñados para multiplicar el rendimiento diario del activo que siguen, este comportamiento cabe recalcar que es DIARIO. El factor de apalancamiento en un token será restablecido cada día. Como resultado, el rendimiento de dicho token y su activo subyacente puede diferir a largo plazo.

Si bien la comparación entre los rendimientos diarios y total puede parecer insignificante, las matemáticas detrás de ellos difieren mucho. Por ejemplo, incluso un portafolio sin apalancamiento que pierda un 10% en tan solo un día, podría no alcanzar su punto de partida, incluso si el activo sube al día siguiente el porcentaje que perdió. Una inversión de 100 USD que pierde el 10% en un día, cerrará el capital en 90 USD. Pero si el precio sube un 10% al día siguiente, eso es un aumento del 10% sobre los 90 USD, lo que llevaría al precio a 99 USD. Claramente, las matemáticas no cuadraron como se esperaba.

Como tal, en caso de pérdidas, un portafolio necesitaría de un rendimiento mayor a la pérdida para alcanzar su punto de equilibrio. El siguiente gráfico muestra el promedio de rendimiento necesario para alcanzar el equilibrio en los distintos niveles de pérdidas que tendría un portafolio.



Como se puede apreciar, cuanto mayor sea la pérdida, mayor deberá ser la rentabilidad para cubrir esta misma. Con los tokens apalancados, esta correlación ocurre frecuentemente. Además, cuando un fondo está apalancado, esta correlación se magnifica

Vamos a tomar en cuenta un ejemplo de por qué los tokens con apalancamiento no siempre funcionan como se piensa.

Aquí tenemos un ejemplo sobre un token de BTC Long a 3x, el cual tiene un valor inicial del índice de Bitcoin en 100 USD y el NAV de dicho token también parte de esos 100 USD.

Supongamos que el valor de Bitcoin cayó un 10% el primer día. Esto significa que el índice cerró en 90 USD, mientras que el token cerró en 70 USD. Hasta aquí, todo claro ¿Cierto?

Al día siguiente, el precio de Bitcoin se recuperó un 15% y el precio terminó en 103,50 USD. En este valor, el precio es de un 3,5% mayor al valor inicial. 

Ahora bien, esperarías que el token 3x cierre en 110,50 USD o lo que equivale a un 10,5% por encima del precio inicial, es decir, tres veces el rendimiento del precio promedio de los días previos que marcaban un 3,5%.

De hecho, el token en realidad cerró en 101,50 USD a solo un 1,5% desde su precio inicial. La explicación de esto es que el token con apalancamiento multiplicó el rendimiento promedio del precio subyacente tres veces al 45% (3 x 15%). Esto incrementó el NAV de 70 a 101,50 USD.

Ahora, vamos a suponer que en el tercer día, el precio hipotético de Bitcoin disminuye un 5% a 98,33%. Sobre la base acumulativa, esto se traduce como un 1,7% por debajo del valor inicial.

Puedes ahora pensar en dos cosas: 

1) Debido al cambio neto del precio durante estos tres días, el porcentaje es igual a 0% lo cual puede hacer que nuestro token se recupere a 100 USD, o 

2) Nuestro token cerró en 94,90 USD, es decir, tres veces el rendimiento promedio del precio dentro de estos tres días, un 1,7%. 

Sin embargo, las dos conclusiones son erróneas. De hecho, el token apalancado bajaría a 86,28 USD, lo cual es 3 veces un -5%, donde este cinco por ciento es el rendimiento del tercer día que cotizó el precio. En general, el token ha caído un 13,7% en estos tres días.

Si las matemáticas te resultan confusas, el gráfico que te mostraremos ilustrará los cambios que repercuten al precio durante esos días tanto en el precio como en el token apalancado.


Impacto a causa del reequilibrio diario

Muchos inversores ignoran el hecho de que estos tokens apalancados son reequlibrados cada día. La función de este reequilibrio es aumentar o reducir la exposición y mantener el propósito principal de dichos fondos. A medida que el fondo reduce su exposición ante el precio, vende las posiciones en el mercado de derivados ocasionando un bloqueo de las pérdidas, lo que lleva a una base de activos mucho más baja. Con el tiempo, esta correlación influirá en la inversión principal de cada inversión.

Dado que el apalancamiento debe restablecerse cada día, la volatilidad sería tu peor enemigo. Esto puede parecer contradictorio si se discute de forma popular.

La volatilidad es el mejor aliado de un trader, en muchos casos. Pero con los tokens apalancados, la respuesta definitiva es un no. La volatilidad puede hacerte pedazos. Eso es porque los efectos que componen los rendimientos diarios lo llevarán a un resultado matemático que seguramente no tenías en consideración.

Cuanto mayor sea la volatilidad en el precio/activo subyacente, más valor perderá el token con el paso del tiempo, incluso si el precio de referencia es estático a final del año. Si el índice se movió bruscamente hacia arriba o abajo con el tiempo, si compró y holdeo su posición, puede terminar perdiendo un valor considerable a largo plazo.

La fórmula funciona en ambos sentidos, al alza o a la baja. Al analizar un poco, encontraremos que algunos tokens alcistas y bajista que siguen al mismo activo, han tenido un desempeño deficiente durante el mismo marco temporal. Esto puede ser muy confuso para los traders, ya que no comprenden por qué estos tokens funcionan de esta manera.

Compraremos los rendimientos acumulativos de tres activos durante un período de 3 meses, desde el 6 de julio hasta el 6 de octubre del 2020: BTCUSDT (azul), 3x BULL (en naranja) y 3x BEAR (en gris).

Como puedes apreciar, los rendimientos acumulados de Bitcoin en este período han sido muy volátiles y de un rango estrecho, el cual es uno de los peores escenarios para un token apalancado. El rendimiento total de Bitcoin desde el 6 de julio hasta el 6 de octubre fue de un 13,4%. En contraste, su token 3x BULL tuvo un desempeño deficiente, con solo un 2,1%. Mientras que el token 3x BEAR perdió casi el 50% en el mismo período.

Este claro ejemplo de la vida real muestra claramente por qué los tokens apalancados no son ideales para invertir a largo plazo. Queda demostrado cómo el reequilibrio y el apalancamiento diario pueden desencadenar diferencias en el rendimiento a lo largo del tiempo. Como resultado, los tokens apalancados no pudieron seguir de cerca al activo en diversas condiciones.

3 reglas para comerciar estos tokens apalancados
Regla 1
: Usa los tokens apalancados para comerciar a corto plazo. Si holdeas los tokens apalancados durante mucho tiempo, te encontrarás en una situación donde los reequilibrio afectarán tu rendimiento.

Regla 2: Concéntrate en los mercados que tienen una tendencia clara. Los tokens apalancados funcionan mejor en mercados donde hay una tendencia marcada con constantes impulsos. Asegúrate de que estos factores estén a tu favor para aumentar las posibilidades de salir ganador. 

Regla 3: Usa los tokens apalancados para complementar tu posición principal. Los tokens apalancados no sustituirán tus holding en el mercado spot. Sin embargo, brindan opciones extras para que los traders obtengan mayores ventajas y beneficios en sus holding a corto plazo.

 No hay nada negativo en los tokens con apalancamiento, si las manos que lo sostienen son las indicadas. Debes comprender primero su funcionamiento para poder usar esta herramienta a tu favor. Los tokens con apalancamiento pueden ser muy poderosas para tradear a corto plazo, pero debes tener sumo cuidado al holdear estos tokens durante un tiempo prolongado.